Loading...

Una boda con toques scandi y colores suaves y frescos era el sueño de Cristina y Borja, que celebraron su gran día en el hotel Barceló V Centenario.

Una pizarra con cajitas de madera y una foto de los novios indicaban dónde debían dirigirse los invitados para comenzar la fiesta. Cerca del lugar escogido otro rincón decorativo, con cartel de estilo romántico en rosa, biombo y macetas daba la bienvenida a todos a la boda de Cristina y Borja.

Una ventana a modo de protocolo esperaba a los invitados para mostrarles dónde debían sentarse una vez comenzara el banquete. El tono rosa predominaba este espacio, en sus tarjetas y en ramitas secas de perpetuina.

Un rincón decorativo de cajas blancas mostraba algunas fotos de los novios, adornada con jarrones y libros en tonos rosa y aguamarina.

No podía faltar la zona de relax por excelencia, un rincón lounge con predominancia del blanco, resguardada del sol con una sombrilla de tul.

Ya en el salón del banquete un gran árbol de metal con lágrimas de cristal y leds llevaba el exterior al interior. Los centros de mesa eran variados, pero con la sintonía de los marcos en madera de color natural y los tonos claros.

Las bodas de día también pueden disfrutar de iluminación led, pero eso sí, en interiores.

Finalmente y para que la fiesta no parara disfrutaron de un photocall con arco de madera natural adornado con leds cálidos.

¿Quieres ver otras bodas?

VER TODAS LAS BODAS
2017-07-14T08:06:40+00:00 10/06/2017|Sin comentarios

Deje su comentario